José María Napoleón: experiencia en todo su esplendor

La elegancia y el romanticismo se hicieron presentes en el Citibanamex con el concierto de 'El Poeta de la canción'.

0 51

Publicidad

Por fin se llegó el 28 de septiembre, y José María Napoleón cumplió la cita pactada con los regios la noche de este viernes, de la manera en que solo un grande lo puede hacer.

Eran las nueve en punto y el Auditorio lucía a media capacidad, aunque eso no desanimaba a los sectores de la audiencia que aplaudían en impaciencia por la llegada de la leyenda de la música bohemia; aplausos que se volvieron rechiflas diez minutos después de la hora estipulada.

Mientras el auditorio seguía llenándose, una voz en off presentó a José María (hijo del cantautor), quien dio la bienvenida a los asistentes con una íntima presentación durante 15 minutos acompañado únicamente por un piano. Pero la espera fue dejada a un lado cuando a partir de las 9:35, el astro apareció en el entarimado y arrancó la velada con “De vez en vez”, dando rienda suelta a su talento vocal desde el inicio del show.

“Monterrey de mis amores. Que felicidad compartir esto con todos ustedes. Sean bienvenidos” dijo el cantante de 68 años, ante una calurosa recepción por parte de los casi siete mil asistentes en el Auditorio Citibanamex. “Esta es mi vida y por no estudiar debo seguir cantando.” bromeó el intérprete después de agradecer los aplausos a su hijo, quien abrió el concierto. “Que gusto es estar aquí con todos ustedes.” dijo y continúo la presentación con “Corazón”, arrancando suspiros regios.

Foto: Fer Vega / OCESA

El repertorio estuvo abarrotado de las canciones más emblemáticas de la ilustre carrera del originario de Aguascalientes. De entre las más de veinte canciones que hicieron gala de sus cincuenta años de trayectoria, destacaron clásicos como “Leña Verde” y “Celos”.

El cantante no dejó atrás las sorpresas para el público, ya que a la mitad del show hizo rendiciones acústicas de “Molino Rojo”, “Tu amor y mi poema”, y “Agua y sed” en compañía un acordeón y un cuarteto de cuerdas. Una vez terminado el set, Napoleón presentó a un mariachi y le cantó a su tierra natal mientras el imponente escenario se vestía de los colores de la bandera mexicana.

Foto: Fer Vega / OCESA

Luego de una emotiva “Sin tu Amor” y un medley en homenaje a José José, todo el público se levantó para corear “Hombre”, tema con el que Napoleón fuese participante de la sexta edición del OTI.

La recta final del concierto se plagó con clásicos como “30 años” “Pajarillo”, “Ella se llamaba” y “Vive!”, con la que se despidió hasta que los gritos de los presentes lo hicieran regresar para cerrar con broche de oro su espectacular presentación y poner a bailar a todos con “Eres”.

Comentarios
Loading...